Para que las flores de los jarrones se mantengan como recién cortadas durante varios días existe un método natural que da excelentes resultados. El mismo consiste en insertar en cada uno de los tallos medio gajo de naranja. El ácido cítrico que posee esta fruta está comprobado que es uno de los antioxidantes más potentes hace que las flores no se marchiten tan fácilmente.

María Cristina Romero, Goya, Corrientes.